domingo, 22 de abril de 2018

Recordando "daños colaterales"

Les llaman "daños colaterales" (dejemoslo ahi) a los incongruentes sacrificios, humillaciones, vejaciones y putadas mil que tienen que sufrir los civiles en todas las malditas guerras. 
Los sobrarbenses no fueron una excepción, y vieron cómo sus pueblos eran bombardeados, cómo sus cosechas quedaron sin recoger, cómo sus vidas cambiaron drásticamente sin entender el motivo.
Para sobrevivir les tocó abandonar su tierra y pasar a Francia, cruzar la muga, SALIR DE CASA. 

Ya estamos en la última semana del mes de abril, mañana San Jorge-San Chorche el día de Aragón, jornada festiva en nuestra tierra, emotivos actos institucionales y también populares. ¿Alguien se acordara de aquel mes de abril de hace 80 años y de la "Bolsa de Bielsa"?. 

Mi abuelo Joaquín Betato Pera fue miliciano de la 43, combatió en la Bolsa de Bielsa,en el frente de Cataluña y acabó como otros muchos en el campo de Arles. 
Recuerdo sus sabias palabras,"Zagal en a guerra perdiemos todos, también os que la ganón. Ojala nunca te toque pasar-ne por una".

 

Bajo dos tricolores  

Tu nombre no sé, nunca lo he de saber; 
no he hablado contigo y ya no hablaré. 
Ni tan siquiera sé si tu casa está en pie, 
o al faltar tú y los tuyos a tierra se fue. 

Sólo sé que al partir se te vió sonreir 
-"otro niño soldado que juega a morir..."- 
Viendo a madre sufrir te abrazaste al fusil; 
el futuro era negro, la mañana, gris. 

"¡Con la Cuarenta y tres, (madre, no llore usted), 
por el mundo en que creo con fe lucharé!. 
¡No pienso vivir sus inviernos sin fin, 
ni arriar tricolores banderas de Abril!" 

...De Escalona a Parzán nada te hizo reblar, 
de trinchera en trinchera "avanzando" hacia atrás. 
-"¡Resistir es ganar! ¡Bastará un día más!..."- 
...Y por Junio, en las mugas pudiste llorar. 

No, no fue fácil deciros adiós: 
Pobres sueños en ruinas,¡adiós!; 
casas bombardeadas, ¡adiós! 
días de sangre y pólvora, ¡adiós!; 
chamineras en llamas, ¡adiós!; 
camaradas y amigos, ¡adiós!; 
sucias páginas rotas, ¡adiós!. 
¡A la falsa, recuerdos...y adiós!. 

Volvió a amanecer, ¡quién lo iba a creer!. 
Tú mirabas Sobrarbe por última vez. 
Volvió a alborear, ¡quién lo iba a pensar! 
Y la "Bolsa de Bielsa" llegó a su final. 

Te tocaba jugar.¿A qué carta apostar? 
el exilio delante, la guerra detrás... 
El Destino, feroz, su jugada cantó: 
-"Tras la guerra, el exilio,¡otra guerra peor!"- 

...Y no era un farol, ¡pero no le sirvió! 
Encontraste otro idioma, otra patria, el amor. 
Supiste sufrir, y venciste, por fin: 
¡Bajo dos tricolores entraste en París! 

¡Cuánto tiempo hace ya!, y de ti... nada más. 
¿Qué destino burlón te impidió regresar? 
¿Descubriste, tal vez, que no basta volver? 
¡Los recuerdos y Bielsa no dejan de arder! 

Tu nombre no sé, ni lo quiero saber; 
al ser nadie, eres todos: "la Cuarenta y tres". 
Sin rostro ni voz; ni francés, ni español, 
sólo un hombre partido por la muga en dos. 

En vez de una flor -clavel rojo en tu honor- 
subiré al Puerto Viejo a dejar mi canción. 

Letra : Manuel Domínguez 
Música : Miguel Sorribes
(La Ronda de Boltaña)


Puente de Escalona

1 comentario:

José BUIL dijo...

el sabado 14 de abril pasado, en Saint-Lary-Soulan se inauguro la exposicion: La Bolsa de Bielsa, el exodo de la poblacion civil. Fue una tarde de mucha emocion por los testigos que vinieron una vez mas a contar el paso a Francia y lo que les esperaba despues. Eso lo hago en honor de todos los que perdieron todo por la libertad y la democacia.tengo la suerte de tener conmigo mi madre, 98 años y mis tios y amigos que vivieron los hechos y siguen contando para que no se olvide y desgraciadamente vuelve a pasar. es importante el deber de memoria porque es nuestra historia comun y no se puede olvidar.

domingo, 22 de abril de 2018

Recordando "daños colaterales"

Les llaman "daños colaterales" (dejemoslo ahi) a los incongruentes sacrificios, humillaciones, vejaciones y putadas mil que tienen que sufrir los civiles en todas las malditas guerras. 
Los sobrarbenses no fueron una excepción, y vieron cómo sus pueblos eran bombardeados, cómo sus cosechas quedaron sin recoger, cómo sus vidas cambiaron drásticamente sin entender el motivo.
Para sobrevivir les tocó abandonar su tierra y pasar a Francia, cruzar la muga, SALIR DE CASA. 

Ya estamos en la última semana del mes de abril, mañana San Jorge-San Chorche el día de Aragón, jornada festiva en nuestra tierra, emotivos actos institucionales y también populares. ¿Alguien se acordara de aquel mes de abril de hace 80 años y de la "Bolsa de Bielsa"?. 

Mi abuelo Joaquín Betato Pera fue miliciano de la 43, combatió en la Bolsa de Bielsa,en el frente de Cataluña y acabó como otros muchos en el campo de Arles. 
Recuerdo sus sabias palabras,"Zagal en a guerra perdiemos todos, también os que la ganón. Ojala nunca te toque pasar-ne por una".

 

Bajo dos tricolores  

Tu nombre no sé, nunca lo he de saber; 
no he hablado contigo y ya no hablaré. 
Ni tan siquiera sé si tu casa está en pie, 
o al faltar tú y los tuyos a tierra se fue. 

Sólo sé que al partir se te vió sonreir 
-"otro niño soldado que juega a morir..."- 
Viendo a madre sufrir te abrazaste al fusil; 
el futuro era negro, la mañana, gris. 

"¡Con la Cuarenta y tres, (madre, no llore usted), 
por el mundo en que creo con fe lucharé!. 
¡No pienso vivir sus inviernos sin fin, 
ni arriar tricolores banderas de Abril!" 

...De Escalona a Parzán nada te hizo reblar, 
de trinchera en trinchera "avanzando" hacia atrás. 
-"¡Resistir es ganar! ¡Bastará un día más!..."- 
...Y por Junio, en las mugas pudiste llorar. 

No, no fue fácil deciros adiós: 
Pobres sueños en ruinas,¡adiós!; 
casas bombardeadas, ¡adiós! 
días de sangre y pólvora, ¡adiós!; 
chamineras en llamas, ¡adiós!; 
camaradas y amigos, ¡adiós!; 
sucias páginas rotas, ¡adiós!. 
¡A la falsa, recuerdos...y adiós!. 

Volvió a amanecer, ¡quién lo iba a creer!. 
Tú mirabas Sobrarbe por última vez. 
Volvió a alborear, ¡quién lo iba a pensar! 
Y la "Bolsa de Bielsa" llegó a su final. 

Te tocaba jugar.¿A qué carta apostar? 
el exilio delante, la guerra detrás... 
El Destino, feroz, su jugada cantó: 
-"Tras la guerra, el exilio,¡otra guerra peor!"- 

...Y no era un farol, ¡pero no le sirvió! 
Encontraste otro idioma, otra patria, el amor. 
Supiste sufrir, y venciste, por fin: 
¡Bajo dos tricolores entraste en París! 

¡Cuánto tiempo hace ya!, y de ti... nada más. 
¿Qué destino burlón te impidió regresar? 
¿Descubriste, tal vez, que no basta volver? 
¡Los recuerdos y Bielsa no dejan de arder! 

Tu nombre no sé, ni lo quiero saber; 
al ser nadie, eres todos: "la Cuarenta y tres". 
Sin rostro ni voz; ni francés, ni español, 
sólo un hombre partido por la muga en dos. 

En vez de una flor -clavel rojo en tu honor- 
subiré al Puerto Viejo a dejar mi canción. 

Letra : Manuel Domínguez 
Música : Miguel Sorribes
(La Ronda de Boltaña)


Puente de Escalona

1 comentario:

José BUIL dijo...

el sabado 14 de abril pasado, en Saint-Lary-Soulan se inauguro la exposicion: La Bolsa de Bielsa, el exodo de la poblacion civil. Fue una tarde de mucha emocion por los testigos que vinieron una vez mas a contar el paso a Francia y lo que les esperaba despues. Eso lo hago en honor de todos los que perdieron todo por la libertad y la democacia.tengo la suerte de tener conmigo mi madre, 98 años y mis tios y amigos que vivieron los hechos y siguen contando para que no se olvide y desgraciadamente vuelve a pasar. es importante el deber de memoria porque es nuestra historia comun y no se puede olvidar.