sábado, 13 de septiembre de 2008

Travesia Central de los Pirineos



La Asociación de Regiones Fronterizas de Europa (ARFE) entregaba en la mañana de este martes al presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, una declaración de apoyo a la travesía ferroviaria de baja cota por el Pirineo central. Esta Asociación agrupa 90 regiones europeas. Iglesias destaca que "la Travesía Central de los Pirineos disminuiría los costes medioambientales y la siniestralidad en carretera".
En relación con la importancia de desarrollar nuevas infraestructuras de transporte, Marcelino Iglesias asegura que "las comunicaciones constituyen una herramienta básica para el desarrollo y la cohesión de nuestros territorios". En ese sentido, Iglesias reitera la necesidad de permeabilizar el Pirineo con el Proyecto de Travesía Central.
Entre los objetivos que el Gobierno de Aragón persigue con este proyecto, Iglesias menciona la disminución de los costes ambientales y la siniestralidad en carretera. Dice que "el 93 por ciento de las mercancías que atraviesan el Pirineo lo hacen por carretera" y que "sin más mercancías en el ferrocarril será difícil bajar los datos de siniestralidad".
Marcelino Iglesias destaca que el Gobierno de Aragón contempla las comunicaciones a través del Pirineo en dos fases: una primera, mediante la reapertura inmediata del Canfranc y, una segunda, con la construcción del túnel de baja cota como solución al colapso de los Pirineos.
El secretario general de la Asociación de Regiones Fronterizas de Europa, Martín Guillermo, daba lectura este martes a la declaración de este colectivo en apoyo a la Travesía Central de los Pirineos. Dice que "esta infraestructura debe ser una pieza clave en la política europea de transportes y una solución óptima para los problemas de saturación del transporte por carretera, la contaminación ambiental, la accidentalidad y los costes crecientes del transporte".
ARFE agrupa 90 regiones fronterizas europeas y de ella forman parte País Vasco, Navarra, Aragón, Andalucía, Extremadura, Castilla-León y Galicia. Como apunta Marcelino Iglesias "actúa como intermediario ante los Estados y ante la Unión Europea".

No hay comentarios:

sábado, 13 de septiembre de 2008

Travesia Central de los Pirineos



La Asociación de Regiones Fronterizas de Europa (ARFE) entregaba en la mañana de este martes al presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, una declaración de apoyo a la travesía ferroviaria de baja cota por el Pirineo central. Esta Asociación agrupa 90 regiones europeas. Iglesias destaca que "la Travesía Central de los Pirineos disminuiría los costes medioambientales y la siniestralidad en carretera".
En relación con la importancia de desarrollar nuevas infraestructuras de transporte, Marcelino Iglesias asegura que "las comunicaciones constituyen una herramienta básica para el desarrollo y la cohesión de nuestros territorios". En ese sentido, Iglesias reitera la necesidad de permeabilizar el Pirineo con el Proyecto de Travesía Central.
Entre los objetivos que el Gobierno de Aragón persigue con este proyecto, Iglesias menciona la disminución de los costes ambientales y la siniestralidad en carretera. Dice que "el 93 por ciento de las mercancías que atraviesan el Pirineo lo hacen por carretera" y que "sin más mercancías en el ferrocarril será difícil bajar los datos de siniestralidad".
Marcelino Iglesias destaca que el Gobierno de Aragón contempla las comunicaciones a través del Pirineo en dos fases: una primera, mediante la reapertura inmediata del Canfranc y, una segunda, con la construcción del túnel de baja cota como solución al colapso de los Pirineos.
El secretario general de la Asociación de Regiones Fronterizas de Europa, Martín Guillermo, daba lectura este martes a la declaración de este colectivo en apoyo a la Travesía Central de los Pirineos. Dice que "esta infraestructura debe ser una pieza clave en la política europea de transportes y una solución óptima para los problemas de saturación del transporte por carretera, la contaminación ambiental, la accidentalidad y los costes crecientes del transporte".
ARFE agrupa 90 regiones fronterizas europeas y de ella forman parte País Vasco, Navarra, Aragón, Andalucía, Extremadura, Castilla-León y Galicia. Como apunta Marcelino Iglesias "actúa como intermediario ante los Estados y ante la Unión Europea".

No hay comentarios: