viernes, 19 de junio de 2009

Arriba el telón

(Actuacion teatral en Laspuña ,creo que en la decada de los 50)
«Panem et circenses» («Pan y circo») (literalmente, «pan y juegos del circo») es una locución latina peyorativa de uso actual que describe la práctica de un gobierno que para mantener tranquila a la población u ocultar hechos controvertidos, provee a las masas de alimento y entretenimiento de baja calidad y con criterios asistencialistas.
La frase fue creada en el siglo I por el poeta romano Juvenal y se encuentra en su Sátira X (81). En su origen describía la costumbre de los emperadores romanos de regalar trigo y entradas para los juegos circenses (carreras de carretas y otros) como forma de mantener al pueblo distraído de la política.
Julio César mandaba distribuir el trigo gratuitamente, o venderlo muy barato, a los más pobres, unos 200 mil beneficiarios. Tres siglos más tarde, Aureliano continuaría la costumbre repartiendo a 300 mil personas dos panes gratuitos por día.

Esta forma de actuar de los romanos equivale en la actualidad a una de las propuestas realizadas por el ejecutivo de conceder ayudas de unos 400 euros para parados sin protección o la ayuda de 2.000 euros pactada con las comunidades autónomas y la industria del automóvil para los que compren un nuevo vehículo y asi un sin fin de "pan y circo", para distraer,para ocultar,para mantener el culo en el sillon del poder.
No vamos bien señores politicos,no vamos bien. Yo siempre habia pensado (ingenuo de mi) que los politicos estaban para servir al pueblo y no para servirse del pueblo.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Que debe tener la oltrona que naide quiere soltarla?.
Ingenuo de tí cuando piensas que los politicos llegan al poder para servir al pueblo, habra algunos, pero personalmente cofio poco en ellos.
A la pruebas me remito, escandalos,corrupcion, prevaricacion y .....
Como muestra las ultimas elecciones, el pueblo esta cansado y sino mirad la abstencion.
Mariano

xavi dijo...

Bien diferente sería por ejemplo si se dejaran de cubrir los escaños en la misma proporción de los que no han votado. Bien diferente sería si las listas fueran abiertas. Bien diferente sería si se dejara de votar por la teórica etiqueta ideológica que divide en buenos y malos , según se piense, a la sociedad y no por los programas que al final se incumplen sistemáticamente debido a la aplicación a rajatabla de las premisas anteriores.
En fin creo que no acabaría nunca de opinar al respecto.
Me alegro de que afortunadamente se van abriendo foros,como el tuyo en los que verter opiniones , aunque sólo sea de vez en cuando y aún cuando se deba guardar el debido respeto y cuidado con el lenguaje empleado que en condiciones de la privacidad de una charla entre colegas no se guardarían.
Gracias y p'alante

viernes, 19 de junio de 2009

Arriba el telón

(Actuacion teatral en Laspuña ,creo que en la decada de los 50)
«Panem et circenses» («Pan y circo») (literalmente, «pan y juegos del circo») es una locución latina peyorativa de uso actual que describe la práctica de un gobierno que para mantener tranquila a la población u ocultar hechos controvertidos, provee a las masas de alimento y entretenimiento de baja calidad y con criterios asistencialistas.
La frase fue creada en el siglo I por el poeta romano Juvenal y se encuentra en su Sátira X (81). En su origen describía la costumbre de los emperadores romanos de regalar trigo y entradas para los juegos circenses (carreras de carretas y otros) como forma de mantener al pueblo distraído de la política.
Julio César mandaba distribuir el trigo gratuitamente, o venderlo muy barato, a los más pobres, unos 200 mil beneficiarios. Tres siglos más tarde, Aureliano continuaría la costumbre repartiendo a 300 mil personas dos panes gratuitos por día.

Esta forma de actuar de los romanos equivale en la actualidad a una de las propuestas realizadas por el ejecutivo de conceder ayudas de unos 400 euros para parados sin protección o la ayuda de 2.000 euros pactada con las comunidades autónomas y la industria del automóvil para los que compren un nuevo vehículo y asi un sin fin de "pan y circo", para distraer,para ocultar,para mantener el culo en el sillon del poder.
No vamos bien señores politicos,no vamos bien. Yo siempre habia pensado (ingenuo de mi) que los politicos estaban para servir al pueblo y no para servirse del pueblo.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Que debe tener la oltrona que naide quiere soltarla?.
Ingenuo de tí cuando piensas que los politicos llegan al poder para servir al pueblo, habra algunos, pero personalmente cofio poco en ellos.
A la pruebas me remito, escandalos,corrupcion, prevaricacion y .....
Como muestra las ultimas elecciones, el pueblo esta cansado y sino mirad la abstencion.
Mariano

xavi dijo...

Bien diferente sería por ejemplo si se dejaran de cubrir los escaños en la misma proporción de los que no han votado. Bien diferente sería si las listas fueran abiertas. Bien diferente sería si se dejara de votar por la teórica etiqueta ideológica que divide en buenos y malos , según se piense, a la sociedad y no por los programas que al final se incumplen sistemáticamente debido a la aplicación a rajatabla de las premisas anteriores.
En fin creo que no acabaría nunca de opinar al respecto.
Me alegro de que afortunadamente se van abriendo foros,como el tuyo en los que verter opiniones , aunque sólo sea de vez en cuando y aún cuando se deba guardar el debido respeto y cuidado con el lenguaje empleado que en condiciones de la privacidad de una charla entre colegas no se guardarían.
Gracias y p'alante