Nuestra tienda - A nuestra botiga

1911. El párroco de Laspuña y unas oposiciones





No se como acabaría la historia, lo único cierto es que el párroco de Laspuña le metió bemoles al asuntillo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se respetuoso con tus comentarios.
No se publicarán si el autor no está debidamente identificado.
Gracias